domingo, 29 de enero de 2017

Fin de fiesta sobre el hielo

Nueva York, 19 de enero

Solo nos quedaban algunas horas en New York que aprovechamos a pasear por Bryant Park, parque financiado por el Bank of America (creemos) que ofrece actividades recreativas y patios de comidas. Nos animamos a patinar sobre hielo, ya que hacerlo aquí es más accesible que en Central Park o el Rockefeller Center ya que solo hay que abonar el alquiler de los patines. La pista es muy grande y está impecable, de hecho, tuvimos que esperar porque estában puliendola. La verdad es que nos costó bastante aclimatarnos porque es una pista que se siente bastante distinta a otras experiencias de patinaje sobre hielo que conocimos en Buenos Aires, no sabemos exactamente si porque estaba menos rayada, porque estaba al aire libre… ¿quizá por el filo de los patines? Los primeros 15 minutos fueron duros pero luego podíamos movernos con cierta confianza. Había algunos patinadores muy buenos en la pista, era divertido verlos mientras nosotros avanzamos como novatos…

video


El tiempo pasó patinando y tras almorzar brevemente en el parque emprendimos el regreso. Esta vez habíamos contratado un transfer al aeropuerto JFK porque teníamos el equipaje demasiado desorganizado e incómodo para el subte. Así que el recorrido nos llevó sobre la tierra y pudimos ver el skyline de la ciudad por última vez con cierta comodidad. De camino al aeropuerto vimos un enorme cementerio estilo anglosajón con sus clásicas lápidas de piedra sobre el césped…

Llegamos a tiempo a la terminal 8 pese a que tuvimos un pequeño atascamiento por un accidente en la autopista, la nota mental es que siempre hay que salir con margen. El viaje fue calmo aunque con los incómodos avatares de la clase turista, aun cuando el servicio de LATAM está como por encima de otras aerolíneas que conocimos. Nuestro vuelo iba hasta Santiago de Chile donde teníamos una espera de dos horas aproximadamente. Al salir rumbo a Buenos Aires nos encontramos con un avión muy lleno de argentinos que viajan de shopping a Santiago… el viaje nos ofreció una vista espectacular de la cordillera de Los Andes y nos dejó, puntual, en una Buenos Aires calurosa y de vacaciones.

Cordillera de los Andes desde el avión: regreso a CABA desde Santiago por LATAM

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada